Elige bien tu talla

Aunque parezca algo obvio, es posible que no esté usando tu talla ideal, especialmente en lo que se refiere al sujetador deportivo. Este no tiene que aplastar tu pecho, sino recogerlo. Escoge una talla similar a la que usas normalmente. Es decir, si tienes una M, sigue usando la M en sujetador deportivo, no la XS.

Haz una prueba

Antes de usar un sujetador deportivo, pruébalo. Pero, ¿Cómo puedes probarlo? Salta arriba y abajo, inclínate, corre…, de esta forma podrás comprobar que tu pecho no se mueve y que todo se queda en su sitio. 

Ten en cuenta el material con el que está fabricado

Aunque no parezca importante, sí que lo es. Escoger un tejido de calidad siempre será importante, especialmente en las prendas que están en contacto directo con la piel. Elige un sujetador deportivo hecho con un material 100% transpirable y con lycra de buena calidad. El Ferrara Vest Top es una de las mejores opciones. 

Sin aros y sin costuras

Los sujetadores con aros no son aptos para realizar deporte. Estos solo producirán roces e incluso heridas debajo del pecho. Si el sujetador es de buena calidad, los aros no son necesarios. Además, también te recomendamos olvidarte de las costuras y escoger un sujetador que no las lleve. Al igual que pasa con los aros, no serán necesarias si son de buena calidad.

La importancia de los tirantes

A pesar de que nos gusten los tirantes finos, a la hora de hacer deporte siempre será mejor escoger los sujetadores deportivos con tirantes anchos. ¿Por qué? Porque proporcionan mayor sujeción a la hora de moverte. Si además son regulables, mucho mejor, de esta forma podrás adaptarlo a tu cuerpo.

¿Cuándo hay que renovar el sujetador deportivo?

Muchas veces usamos el mismo sujetador deportivo incluso cuando está pasado. ¿Cuándo hay que renovarlo? 

  • Cuando la banda elástica que se sitúa en el torso se levanta o se enrolla.
  • Cuando los tirantes del sujetador están flojos.
  • Cuando han pasado doce meses desde que lo compraste.

Si sigues estos consejos, te sentirás mucho más cómoda y segura.

¿Y tú, tienes el sujetador deportivo que necesitas? :)